Blogia
Espartero

Espectáculo lamentable

Espectáculo lamentable

El Parlamento de La Rioja vivió ayer un espectáculo verdaderamente lamentable. Una sesión plenaria, que en principio iba a tratar unos temas "algo espinosos", como es el caso del presunto fraude de viñedo en el que está implicada la familia de la vicepresidenta, Aránzazu Vallejo; la "imagen" mostrada por la región en el programa televisivo  "I love Escassi", entre otros asuntos. Un Pleno que acabó  suspendiéndose con la expulsión de la diputada socialista, Inmaculada Ortega.

El debate parlamentario se fue encendiendo y salió a la luz el incidente del consejero de Presidencia, Emilio del Río, quien fue "cazado" conduciendo un coche oficial sin estar autorizado y a una velocidad superior a la permitida. Del Río se defendión afirmando que el Fiscal de La Rioja, Juan Calparsoro, es "amigo" de los socialistas. 

Es lamentable que el Gobierno de La Rioja utilice una institución como "corralillo" particular, que el Parlamento sea poco menos que un patio de colegio y sobre todo, que el presidente de la Cámara, José Ignacio Ceniceros, tome parte y no sea neutral.

Finalmente, es lo que se puede esperar de un Cámara parlamentaria donde los riojanos tenemos vedado el acceso y solo nos enteramos de lo que ocurre gracias a los medios de comunicación.

 

FOTO. EL CORREO.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

2 comentarios

José Manuel Padilla -

Como periodista me duele esa situación, pero me duele más la incapacidad de la población riojana de "censurar" ciertas actitudes de quienes les gobiernan y de quien representa "a la voluntad de todos los riojanos" que es la figura del presidente de la Cámara.

Félix Caperos -

Absolutamente de acuerdo, incluso con la parte que nos toca a mi grupo y a mí.

Pero es que la situación es isostenible. Lo del Presidente Ceniceros, creyendo que el Parlamento riojano es su cortijo, ha obligado a los socialistas a responder a las agresiones. Y sólo por el hecho de decirle que "no es el Presidente de todos" (y eso no es ningún insulto), no mereció expulsar a una compañera. Buscaban una excusa para no responder a l odel viñedo y las cacicadas de Del Rio.

Un saludo.

Félix
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres